Las Ciudades Invisibles (Italo Calvino)




Club de Lectura de Ábaco. Próxima Sesión. Miércoles 17 de Julio: "Las Ciudades Invisibles", de Italo Calvino. Parte I. En Librería Ábaco. 6:00 P.M




Fragmentos:


"El atlas del gran Khan contiene también los mapas de las tierras prometidas visitadas en el pensamiento pero todavía no descubiertas o fundadas; la nueva Atlántida, Utopía, la Ciudad del Sol, Océana, Tamoe, Armonía, Icaria.

Pregunta Kublai a Marco: tú que exploras en torno y ves los signos, sabrás decirme hacia cuál de estos futuros nos impulsan los vientos propicios.

Marco Polo: Para estos puertos no sabría trazar la ruta en la carta ni fijar la fecha de llegada. A veces me basta un escorzo abierto en mitad mismo de un paisaje incongruente, un aflorar de luces en la niebla, el diálogo de dos transeúntes que se encuentran en medio del trajín, para pensar que partiendo de allí juntaré pedazo a pedazo la ciudad perfecta, hecha de fragmentos mezclados con el resto, de instantes separados por intervalos, de señales que uno manda y no sabe quien las recibe. Si te digo que la ciudad a la cual tiende mi viaje es discontinua en el tiempo y en el espacio, ya mas rala, ya mas densa, no has de creer que se puede dejar de buscarla. Quizá mientras nosotros hablamos esta aflorando desparramada dentro de los confines de tu imperio. Puedo rastrearla, pero de la manera que te he dicho.

El gran Khan estaba hojeando ya en su atlas los mapas de las ciudades que amenazan en las pesadillas y en las maldiciones. 

Kublai dice: todo es inútil si el ultimo fondeadero no puede ser sino la ciudad infernal, y allí en el fondo es donde, en una espiral cada vez mas estrecha, nos sorbe la corriente.

Marco Polo: el infierno de los vivos no es algo que será; hay uno, es aquél que existe ya aquí, el infierno que habitamos todos los días, que formamos estando juntos. Dos maneras hay de no sufrirlo. La primera es fácil para muchos: aceptar el infierno y volverse parte de él hasta el punto de no verlo más. La segunda es peligrosa y exige atención y aprendizaje continuos: buscar y saber reconocer quién y qué, en medio del infierno, no es infierno, y hacerlo durar, y darle espacio".

(Las ciudades invisibles, de Italo Calvino)





"En adelante, de aquel pasado suyo verdadero e hipotético, él está excluido; no puede detenerse; debe continuar hasta otra ciudad donde lo espera otro pasado suyo, o algo que quizá había sido un posible futuro y ahora es el presente de algún otro. Los futuros no realizados son sólo ramas del pasado: ramas secas.

—¿Viajas para revivir tu pasado? —era en ese momento la pregunta del Kan, que podía también formularse así: ¿Viajas para encontrar tu futuro?
Y la respuesta de Marco:
—El allá es un espejo en negativo. El viajero reconoce lo poco que es suyo al descubrir lo mucho que no ha tenido y no tendrá."

(Las Ciudades Invisibles)
 





Artista edifica las 55 Ciudades Invisibles de ítalo Calvino




Dice Mr Juan Felipe Restrepo: TRIVIA: ¿Cuál es el nombre de conocido portal de Internet homónimo de una de las ciudades invisibles?

Juan Fe: Pista, pista...ha sido la casa estudio de tan particular grupo.

y no es Abaco

 PISTA, PISTA, PISTA....ni en Google ni en Wikipedia lo encontraras, pues con curiosos personajes de la literatura infantil lo confundirás...

...en las profundidades del yin y el yang lo evocaría, pero muerto de filo terminaría....

Julio Marcos: Juanfe, parece que corchaste a todo el Club.

Alejandro: Tecla?

Juan Fe: Fredo fredo

      
 
 






00:15

No hay comentarios:

Publicar un comentario